NOTICIAS DIARIAS

Cilistas diabéticos ponen a prueba los MCG en el Pico Veleta

Análisis Clínicos. Bioquímica ClínicaEndocrinología y NutriciónMedicina del Deporte

La Vuelta a Sierra Nevada ha contado con 27 participantes diabéticos entre sus ciclistas: 25 de ellos han puesto a prueba 2 medidores continuos de glucosa implantables (MCG) para defender las ventajas de la tecnología aplicada a la salud y demostrar que la diabetes no es impedimento para lograr objetivos deportivos.

El desafío, que se inició el pasado domingo 16 de septiembre, finalizó ayer en Granada con buenos resultados, aunque los ciclistas diabéticos tendrán que utilizar los MCG durante una semana más, con el objetivo de comparar el funcionamiento de los dispositivos en situaciones cotidianas y en situaciones de muy alta exigencia física.

Durante la prueba, organizada por la Fundación Bas Van de Goor, los ciclistas diabéticos han recorrido hasta 72 kilómetros al día en bicicleta de montaña o entre 70 y 100 kilómetros por etapa, en carretera. En ambas modalidades el objetivo era alcanzar los 3.395 metros de altitud del Pico Veleta. En todo momento, los ciclistas han contado con un equipo de asistencia médica especializado y una monitorización constante de los niveles de glucosa en sangre a tiempo real.

“Los retos suponen una gran experiencia para los participantes, que sobrepasa la prueba deportiva en sí”, asegura la fundación dedicada a organizar, a nivel mundial, eventos para personas con diabetes. “La convivencia durante el recorrido permite a los ciclistas diabéticos intercambiar vivencias sobre su patología y superar las dificultades que surgen en las diferentes etapas”, dice en una nota de prensa.

Además, defiende la fundación, “el ejemplo de estos ciclistas puede inspirar a otros diabéticos a incorporar el deporte a sus vidas, lo que ayuda a controlar mejor sus niveles de azúcar en sangre y a llevar un estilo de vida más saludable, ganando confianza y autoestima”.