NOTICIAS DIARIAS

Cuidar la voz: hidratación y evitar los caramelos de menta

Cuidar la voz
Otorrinolaringólogos del Hospital de Canarias aconsejan que para cuidar la voz hay que evitar los caramelos de menta e hidratarse mucho.
Otorrinolaringología

Otorrinolaringólogos del Hospital de Canarias aconsejan que para cuidar la voz hay que evitar los caramelos de menta e hidratarse mucho. Asimismo, según recoge la agencia EFE, también es importante un descanso correcto, no hablar en ambientes ruidosos, así como no abusar de té, café o chocolate. A estos consejos se suman no carraspear y descansar la voz tras una hora de uso.

En este sentido, la Unidad de Voz del Hospital de Canarias se creó hace 2 años para tratar distintas patologías que producen disfonía, tanto las orgánicas (nódulos y pólipos) como las funcionales (parálisis o hipertonía). Asimismo, en centro hospitalario recuerda que la unidad la componen 2 otorrinolaringólogos y 4 logopedas. Además, en su consulta semanal atienden a una media de 18 pacientes diarios.

Los especialistas destacan que, en el tratamiento de las diferentes patologías, el especialista y el logopeda realizan una primera valoración. También realizan pruebas de diagnóstico como la nasofibroscopia, la estroboscopia o un análisis acústico de la voz para ver si quiere de una cirugía o de rehabilitación logopédica.  La principal prueba diagnóstica es la estroboscopia. Se trata de una técnica mínimamente invasiva y que permite observar el movimiento lento de las cuerdas vocales y de su mucosa. Por ello, permite identificar lesiones que ocasionan los trastornos de la voz.

Profesores y cantantes, los pacientes habituales

Pacientes con disfonías psicógenas, con la voz hipertónica o que padecen parálisis en las cuerdas vocales son habituales en esta consulta que ha ido aumentando desde su puesta en marcha. En concreto, los profesores y los cantantes son los pacientes más habituales, como consecuencia del uso de la voz en su actividad profesional.

Finalmente, el especialista Luis García incide en que esta unidad de voz ha supuesto “el descenso en el número de cirugías que se practican”. Y es que, en muchos casos, el paciente se recupera con tratamiento de logopedia. A su juicio, este tratamiento es mejor para el enfermo y va acompañado de un menor gasto sanitario.