NOTICIAS DIARIAS

Déficit de publicaciones sobre apnea obstructiva del sueño

Otorrinolaringología

Según recoge la revista World Journal of Otorhinolaryngology, Head and Neck Surgery, el análisis bibliométrico se sirvió de la base de datos Ovid Medline para analizar y comparar la producción de literatura sobre apnea obstructiva del sueño con la de diabetes tipo 2, osteoartritis o enfermedad coronaria, entre 1966 y 2016. En este mismo periodo, los autores compararon la cantidad de artículos sobre apnea obstructiva del sueño con la de asma o reflujo gastroesofágico en niños.

Los datos muestran que el interés científico por la apnea obstructiva del sueño ha ido aumentando; sin embargo, el déficit de publicaciones es evidente ya que, mientras esta patología reúne 9.314 artículos, la diabetes tipo 2 cuenta con 66.23, la enfermedad coronaria con 31.526 y la osteoartritis con 34.123 textos. Solo el 10,4% de la literatura hallada sobre apnea se refería a investigación quirúrgica.

Según el análisis, la investigación de la apnea obstructiva del sueño entre la población infantil contaba con 2.994 estudios, en comparación con los 47.442 sobre asma o los 6.750 sobre reflujo gastroesofágico en niños. No obstante, señalan los autores, el déficit de publicaciones es menos evidente en los últimos 5 años, ya que la cifra de estudios sobre apnea ha llegado a superar la de textos sobre reflujo. Así mismo, la literatura quirúrgica sobre apnea pediátrica es del 23,1%, pero, en los últimos 10 años ha experimentado un aumento significativo.

“Nuestra revisión muestra un déficit sustancial de publicaciones en cuanto a la cifra total, anual y de temática quirúrgica para adultos con apnea obstructiva del sueño”, concluye B. W. Rotenberg, autor principal del estudio. Sin embargo, “nuestros datos muestran una reciente oleada de interés por la investigación pediátrica en comparación con la de adultos”, matiza. A pesar del aumento constante de este tipo de publicaciones, el número absoluto sigue siendo menor.

“En general, la priorización de la financiación de la investigación se centra en los adultos porque el estudio en niños enfrenta obstáculos éticos y metodológicos específicos, así como la falta de apoyo financiero de la industria farmacéutica”, explica. Por otro lado, Rotenberg considera “desconcertante” el déficit de publicaciones sobre apnea obstructiva del sueño en comparación con los de osteoartritis, ya que esta “afecta a la calidad de vida del paciente, pero no contribuye tan directamente a la mortalidad”.

En este sentido, reclama, “la priorización de los recursos en la investigación debería considerar la prevalencia, la mortalidad y el efecto en la calidad de vida del paciente”, ya que la apnea obstructiva del sueño en adultos prácticamente no se estudia en comparación con enfermedades de prevalencia similar. Así mismo, reiteran, en cifras absolutas existe un déficit de publicaciones pediátricas. “Esperamos que estos datos sirvan para concienciar sobre la brecha existente en el conocimiento de la enfermedad y para guiar la inversión en el futuro”.