NOTICIAS DIARIAS

Enfermedades inflamatorias inmunomediadas, más en mujeres

Las enfermedades inflamatorias inmunomediadas se dan más en mujeres.
La psoriasis es una enfermedad inflamatoria inmunomediada.
Alergología e InmunologíaCirugía General y del Aparato DigestivoDermatología y VenereologíaMedicina Familiar y ComunitariaMedicina InternaMedicina Preventiva y Salud PúblicaOftalmologíaReumatología

Las enfermedades inflamatorias inmunomediadas se dan más en mujeres que en hombres. Así lo revela un estudio de investigadores de la Cátedra de Evaluación de Resultados en Salud de la Universidad Rey Juan Carlos (URJC) con la colaboración de AbbVie. La Revista Española de Salud Pública, publicada por el Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, recoge los resultados. En un comunicado, explican que el trabajo analiza la prevalencia de 10 enfermedades inflamatorias inmunomediadas, que afectan a 2,5 millones de españoles. En concreto, el estudio incluye:

  1. Psoriasis.
  2. Artritis reumatoide.
  3. Artritis psoriásica.
  4. Colitis ulcerosa.
  5. Espondilitis anquilosante.
  6. Enfermedad de Crohn.
  7. Hidrosadenitis supurativa.
  8. Lupus eritematoso sistémico.
  9. Sarcoidosis.
  10. Uveítis no infecciosa.

Estas patologías afectan a distintos órganos. Sin embargo, tienen relación a nivel inmunológico y genético. En España, un 6,4% de la población se encuentra afectada por alguna de ellas. Según el estudio, la prevalencia es mayor en mujeres (7,4 frente al 5,4% en hombres) y en mayores de 60. Asimismo, el análisis revela que 7 de cada 10 personas diagnosticadas tiene más de 40 años. Extremadura, La Rioja y Asturias son las regiones con mayor prevalencia.

Enfermedades inflamatorias inmunomediadas: problema sanitario

Para el catedrático de Medicina Preventiva y Salud Pública Ángel Gil, las enfermedades inflamatorias inmunomediadas son “un problema sanitario”. Además, estas patologías -conocidas también como IMID, por sus siglas en inglés- son una carga económica equiparable a la diabetes. Cuestan unos 12 000 millones de euros. Además, a menudo se dan coocurrencias, es decir, una persona tiene más de una enfermedad. También existe agregación familiar: en un 12,8% de los hogares hay más de un miembro afectado.

“La coordinación entre los profesionales y con los distintos niveles asistenciales es vital para alcanzar una asistencia de calidad. Establecer objetivos comunes, consultas interdisciplinares y tomar decisiones de manera coordinada ayudará a que los pacientes reciban la mejor atención posible”, señala Lluis Puig, jefe del servicio de Dermatología del Hospital de la Santa Creu y Sant Pau en Barcelona.

De acuerdo con Carina Escobar, secretaria general de la Asociación de personas con enfermedades crónicas inflamatorias inmunomediadas (UNIMID), las personas afectadas tienen más riesgo de “padecer comorbilidades y complicaciones derivadas de los efectos crónicos de la inflamación”. También presentan un alto grado de discapacidad y una merma “considerable” en la calidad de vida. “Es necesario mejorar la concienciación en torno a estas enfermedades. Sobre todo, para garantizar un diagnóstico precoz y un modelo asistencial integral y de calidad”, concluye.