NOTICIAS DIARIAS

Hombres transexuales: ¿están satisfechos con su cuerpo?

Cirugía Plástica, Estética y ReparadoraPsiquiatría

La satisfacción de los hombres transexuales con su cuerpo puede medirse a través del módulo torácico BODY-Q. Esa es una de las conclusiones de un estudio de investigadores del VU University Medical Center (Ámsterdam, Países Bajos) y la Universidad McMaster (Ontario, Canadá). Los resultados se han publicado en la revista científica Plastic and Reconstructive Surgery.

De acuerdo con los autores, la disforia de género hace que algunas personas soliciten intervenciones para adaptar su cuerpo al género con el que se identifican. En ese sentido, en los hombres transexuales la intervención incluye normalmente terapia de testosterona e incluso cirugía. Antes de dicha intervención, la disforia suele acompañarse de:

  1. Insatisfacción corporal.
  2. Deterioro del bienestar sexual.
  3. Calidad de vida desfavorable.

La terapia de testosterona ha demostrado ser útil para mejorar la salud mental y la calidad de vida de los hombres transexuales. Respecto al tratamiento quirúrgico, la cirugía torácica se considera la intervención más importante para muchos miembros de este colectivo. Estudios previos mostraron que la imagen corporal de estos hombres mejoraba tras la mastectomía. En este caso, se evalúa la efectividad del módulo torácico BODY-Q para medir los resultados de la cirugía.

Diferencias significativas

BODY-Q es un cuestionario que cuenta con varias escalas para medir la satisfacción del tórax y los pezones. Se incluyó a 101 hombres transexuales; la mitad de ellos fueron estudiados antes de la operación y el resto después. Los participantes postoperatorios presentaron puntuaciones significativamente más altas en las escalas de tórax, pezón, cuerpo y psicológicas.

Según los autores, existen diferencias en la satisfacción de pecho y pezón de hombres transexuales sometidos a mastectomía que pueden ser detectadas a través del módulo BODY-Q, de ahí que lo recomienden. En cualquier caso, destacan que es necesario realizar estudios prospectivos futuros para medir cambios clínicos en la satisfacción y su relación con otros aspectos de la calidad de vida.