NOTICIAS DIARIAS

Los tumores de cabeza y cuello, relacionados con el tabaco

tumores de cabeza y cuello
El 85% de los tumores de cabeza y cuello están relacionados con el tabaco.
Oncología Médica. Oncología RadioterápicaOtorrinolaringología

El 85% de los tumores de cabeza y cuello están relacionados con el tabaco. La Sociedad Española de Cirugía de Cabeza y Cuello (Seorl) ha emitido un comunicado, recogido por la agencia EFE, en el que señala que cada año se diagnostican en España 10 000 nuevos casos de tumores de cabeza y cuello. De hecho, se trata de una enfermedad que causa 350 000 muertes anuales en el mundo. Asimismo, en el 85% de los casos está relacionado con el tabaco.

En este sentido, la Seorl ha destacado la importancia de conseguir un diagnóstico precoz de este tipo de tumores. A su juicio, con este diagnóstico precoz se puede mejorar la supervivencia, con una reducción de la mortalidad de hasta un 90%. Del mismo modo, aseguran desde la entidad que en los estadios más avanzados la supervivencia es baja.

Debido a ello, la Seorl recomienda estar alerta ante los posibles signos de alarma -presencia de bultos en el cuello, dolor de oído, garganta y dificultad al tragar. También la presencia de úlceras o sangre en la boca o la garganta, lesiones blancas o rojas en la boca, cambios en la voz, afonía o ronquera no relacionada con una infección y obstrucción o sangrado nasal persistente- y acudir al otrorrinolaringólogo ante una sospecha.

Signos del cáncer

Además del alcohol y el tabaco, desde hace unos años se ha comprobado que el virus del papiloma humano está implicado en la etiopatogénesis de estos tumores, según destaca Pedro Díaz, presidente de la Comisión de Cabeza y Cuello y Base de Cráneo. Al mismo tiempo, Raimundo Gutiérrez, secretario general de la Seorl, indica que uno de los signos que pueden hacer sospechar que un paciente tiene un tumor es la presencia de una masa en el cuello de crecimiento progresivo, con infiltración o ulceración de la piel y la adherencia a planos profundos.

“En la mayoría de los casos, los bultos en el cuello son benignos, sobre todo en pacientes jóvenes. En este tipo de pacientes los bultos suelen ser inflamatorios, infecciosos y, en ocasiones, malformaciones. Sin embargo, hay una serie de factores de riesgo que deben hacer sospechar malignidad, como tener más de 40 años, el tabaquismo y el consumo de alcohol”, ha indicado Gutiérrez.

Finalmente, de los 10 000 casos que cada año se detectan de este tipo de tumores, la mayoría son los de la cavidad oral, cuya incidencia, que aumenta cada año, es del 3% y su prevalencia de entre 11 y 17 casos por cada 100 000 habitantes. Además, se localizan en la lengua, suelo de boca, trígono retromolar, mandíbula y encía, maxilar y paladar duro y mucosa bucal.