Según los autores, conocer y comprender de forma adecuada el concepto de planos conjugados es “de capital importancia” en la utilización del microscopio, al igual que la técnica de iluminación publicada por el alemán August Köhler en 1893.

“Dichos principios no siempre son bien conocidos y comprendidos por los usuarios del microscopio, y constituyen una fuente frecuente de errores en microscopía, particularmente en microfotografía”, afirman los investigadores, que repasan en el artículo ambos conceptos.

Por un lado, recuerdan que en el microscopio existen 2 conjuntos principales de planos focales conjugados: el conjunto de planos de apertura (también llamado de iluminación) y el conjunto de planos de campo (o de formación de imagen).

Por otro, repasan los sistemas de iluminación, centrándose en el de Köhler, que está diseñado “de tal modo que coexisten recíprocamente los 2 conjuntos de planos focales conjugados”. “La existencia de 2 conjuntos de planos focales conjugados independientes es lo que define al sistema de iluminación de Köhler”, apuntan.

“Las trayectorias de los rayos luminosos de una de las 2 vías (de apertura y de campo) generalmente siguen trayectorias paralelas o divergentes cuando atraviesan los planos conjugados de la otra vía”, añaden los autores, que aportan ajustes que pueden hacerse en el microscopio para optimizar el sistema.