Varices en embarazadas

La presencia de varices en embarazadas puede estar asociado a posibles cuadros de daño en la placenta. Además, puede ser también un indicador clínico de riesgo para el feto, según afirma un estudio elaborado en España. De hecho, hasta ahora se tenía constancia de que la aparición de venas varicosas durante el embarazo era un signo de hipertensión venosa gestacional. A pesar de su frecuencia, se desconocía si existían repercusiones clínicas en la placenta o en el recién nacido.

Este estudio constata que tras el parto aparece daño placentario. Este daño está caracterizado por la sobreexposición de marcadores de hipoxia, estrés oxidativo y muerte celular en las mujeres que presentaban insuficiencia venosa. Asimismo, el estudio está financiado por el FIS-ISCIII y liderado por Julia Buján. En él han participado expertos de la Universidad de Alcalá y del Centro de Investigaciones Biomédicas en Red del Instituto Ramón y Cajal. También expertos de Investigaciones Sanitarias de los Servicios de Angiología y Cirugía Vascular y de Ginecología del Hospital Central de la Defensa Gómez Ulla. Además, angiólogos y ginecólogos del Hospital General Univeristario Gregorio Marañon también han formado parte de la jornada. Por último, participaron facultativos de la Clínica H-Rocha de Madrid.

Los pormenores de este estudio se presentaron en el XXVII Congreso del Capítulo Español de Flebología y Linfología de la Sociedad Española de Angiología y Cirugía Vascular (SEACV). Congreso que se ha celebrado en Sevilla.  Otros temas destacados abordados en este encuentro, el más relevante de su ámbito en España, han sido los avances en nuevos tratamientos quirúrgicos mínimamente invasivos ante patología venosa. Asimismo, han tratado las posibilidades mediante el estudio de bases genéticas y el uso de Big Data del desarrollo de la medicina personalizada en el tratamiento de patología vascular.