Los investigadores analizaron los factores de riesgo preoperatorios (calcificación, tortuosidad y angulación), tipo de material implantado, sobredimensión y arteria ilíaca de sellado, así como la incidencia y manejo de la trombosis y las angio-TC de cada una de las trombosis. Posteriormente, los autores realizaron un análisis comparativo de casos (trombosis) y controles (libre de trombosis) con las variables estudiadas.

La muestra estuvo compuesta por 151 pacientes tratados mediante EVAR, con un seguimiento medio de 41,7 meses, 11 de ellos (7,2%) presentaron oclusión de rama ilíaca. Los autores no observaron diferencias entre los grupos. En el análisis por ilíacas, en el que se incluyeron 294 ilíacas tratadas (8 aortomonoilíacos) con 15 casos (5,1%) de oclusión ilíaca, los científicos observaron la asociación de la trombosis de rama con el sellado en ilíaca externa y con la sobredimensión superior al 20%.

Tras observar los resultados, los autores del estudio afirman que el sellado distal en ilíaca externa y la sobredimensión inferior al 20% en el tratamiento del EVAR son factores de riesgo independientes asociados con la trombosis de rama en la serie de la muestra que seleccionaron. La Sociedad Española de Angiología y Cirugía Vascular ha difundido esta investigación a través de su revista oficial.