El ensayo TANGO (por sus siglas en inglés de Temsirolimus Adventitial Delivery to Improve Angiographic Outcomes Below the Knee) está buscando voluntarios con isquemia crítica de las extremidades inferiores para administrar el tratamiento Torisel®. Los investigadores del Baylor College of Medicine están buscando participantes para evaluar el fármaco tras realizar un procedimiento para reabrir los vasos bloqueados.

Baylor realizará la investigación del ensayo TANGO en fase II con la colaboración de Mercator MedSystems, Inc. gracias a la financiación del National Heart, Lung, and Blood Institute que forma parte de los National Institutes of Health (NIH) de los Estados Unidos. Baylor es uno de los 15 lugares en los que se realizarán pruebas sobre el tratamiento Torisel®. Los investigadores estiman que 2 millones de personas padecen isquemia crítica de las extremidades en Estados Unidos.

A pesar de los tratamientos que restablecen el flujo sanguíneo y desbloquean los vasos, se estima que se produce una recurrencia en el 75% de los pacientes en los 3 meses siguientes a la administración del tratamiento inicial. Si este problema no se resuelve, podría producirse una amputación de las extremidades, según explican los investigadores.

En el ensayo TANGO participarán hasta 60 sujetos a los cuales se les administrará Torisel® en dosis bajas y altas. Además, se establecerá un grupo control a través del dispositivo Bullfrog cuando los pacientes tengan lesiones debajo de la rodilla. El estudio doble ciego reclutará a adultos de entre 18 y 90 años para que sean analizados.

La enfermedad arterial periférica provoca la acumulación de depósitos de grasa en las arterias y un estrechamiento de la pared arterial. Ello bloquea el flujo sanguíneo a las manos, las piernas y los pies. Los signos son dolor severo en las piernas, entumecimiento, úlceras o lesiones del pie que no sanan y gangrena. Los expertos señalan que esta enfermedad se asocia con bajas tasas de supervivencia y altos costes.