La fibrilación auricular es la arritmia cardiaca más frecuente, recuerda Kivimaki. Los resultados de este estudio ponen de manifiesto que el riesgo de fibrilación auricular es más alto si se trabajan muchas horas, asegura el investigador. La fibrilación auricular es un factor de riesgo en el accidente cerebrovascular, por lo que estos resultados podrían explicar el riesgo de accidente cerebrovascular en las personas que trabajan muchas horas, señala.

Un cardiólogo consultado por MedlinePlus advierte que estos resultados deben interpretarse con precaución debido a que el equipo liderado por Kivimaki no ha podido demostrar la causalidad. No obstante, considera que la investigación del Colegio Universitario de Londres añade evidencias al hecho de que el estilo de vida puede tener un papel en el riesgo de fibrilación auricular.

Tras estudiar a 85.500 personas del Reino Unido, Dinamarca, Suecia y Finlandia, los investigadores detectaron que en las personas que trabajaban 55 horas o más a la semana el riesgo de fibrilación auricular era un 40% más alto que las que trabajaban entre 35 y 40 horas a la semana.

Tal y como ha explicado el autor principal del estudio, “la fibrilación auricular contribuye al desarrollo del accidente cerebrovascular, pero también a otros resultados adversos de salud, como la insuficiencia cardiaca y la demencia relacionada con el accidente cerebrovascular”.