Evaluar los factores de riesgo relacionados con la circulación de la sangre puede ser especialmente útil para conocer el desarrollo de ciertas enfermedades cardiovasculares, como el infarto o la insuficiencia cardiaca, entre otras. Así lo muestra una investigación realizada por especialistas del Baylor College of Medicine, en Estados Unidos, cuyos hallazgos se publican en la revista Circulation.

Es importante identificar de manera precoz los factores de riesgo relacionados con la circulación que derivan en insuficiencia cardiaca y prevenirla, ya que, a pesar de los continuos avances en nuevos tratamientos, los resultados continúan siendo deficientes, explica Vijay Nambi, especialista del Houston Veterans Affairs Hospital y profesor asociado de aterosclerosis y Medicina vascular en el Baylor College of Medicine.

Nambi, primer firmante del artículo, ha indicado que revisar las estrategias que han permitido la prevención de la aterosclerosis, puede mejorar la prevención de algunas enfermedades cardiovasculares como la insuficiencia cardiaca. Identificar ciertos biomarcadores y técnicas avanzadas de imagen también podría mejorar la detección de los pacientes con insuficiencia cardiaca, si bien es más común tratarla que diagnosticarla de manera precoz.

Los investigadores han explicado que es necesario realizar más estudios para conocer en profundidad los factores de riesgo relacionados con la circulación y que pueden influir en enfermedades como la insuficiencia cardiaca. Asimismo, resaltan la importancia de que colaboren tanto los científicos como los proveedores de atención médica para prevenir la enfermedad.

“Si una persona descubre que tiene un mayor riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares podría intentar modificar el estilo de vida que lleva para reducir ese riesgo, al mismo tiempo que recibe un tratamiento para problemas específicos de la enfermedad, como hipertensión o niveles altos de colesterol”, concluye Nambi en un comunicado del Baylor College of Medicine.