Además, los investigadores comprobaron que un grupo de factores de transcripción esenciales para la diferenciación de los vasos sanguíneos (ETS/GATA/SOX) tiene un papel anteriormente no descrito. La medicina regenerativa ha logrado un notable progreso gracias a la investigación con células madre embrionarias y células madre pluripotentes inducidas (iPS). Sin embargo, el mecanismo de cómo los vasos sanguíneos se construyen a partir de estas células indiferenciadas aún no se había definido.

Durante la creación de nuevos vasos sanguíneos, la proteína del factor de crecimiento endotelial vascular (VEGF) diferencia las células madre en células endoteliales vasculares y las estimula para generar nuevos vasos sanguíneos. Los investigadores de la Universidad de Kumamoto añadieron VEGF a células indiferenciadas para observar el comportamiento de todo el genoma y los cambios del epigenoma in vitro.

El grupo de investigación recogió ARN e histonas de cada célula inmediatamente después de la estimulación con VEGF (a las 0 horas), antes de la diferenciación (a las 6 horas), durante la diferenciación (de 12 a 24 horas) y después de la diferenciación (a las 48 horas). A continuación, analizaron exhaustivamente todos los cambios del genoma y el epigenoma.

Influencia de los factores de transcripción

En el proceso de diferenciación de los vasos sanguíneos, la función de la proteína ETV2, que determina la diferenciación en el endotelio vascular, se indujo por primera vez en las 6 horas siguientes a la estimulación de la diferenciación. La proteína GATA2, que se une a ETV2 y apoya la diferenciación vascular endotelial, se indujo inmediatamente después. Los factores de transcripción SOX y FLI1, ambos importantes para la diferenciación endotelial, se indujeron entre las 12 y las 24 horas.

48 horas después de determinar la diferenciación en el endotelio vascular, se estableció un sistema de transcripción en el que se indujeron genes únicos de diferenciación vascular endotelial. Además, un examen del código de histonas reveló que la región genómica reguladora de los factores de transcripción (ETS/GATA/SOX) modificaba la diferenciación vascular endotelial.

Cuando estos factores de transcripción perdían su función, la diferenciación en el endotelio vascular se suprimía completamente y los genes eran clave para la diferenciación de las células endoteliales vasculares, así como los factores de transcripción que mantenían el estado celular indiferenciado, según resaltan los investigadores.

Las conclusiones del estudio resaltan que los factores de transcripción (ETS/GATA/SOX) no solo inducen la diferenciación endotelial vascular, sino que también suprimen la regresión a un estado indiferenciado y la diferenciación en otras células derivadas del endodermo o ectodérmicas.