La Jornada Hands On, organizada por el Hospital Universitario de La Princesa, ha ofrecido un taller práctico sobre intervencionismo vascular en el que han participado 40 profesionales de varios hospitales madrileños. Durante dicho evento, los expertos han revisado la técnica y la utilidad práctica clínica de diferentes dispositivos en su uso con pacientes, según informa la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid en un comunicado.

Fernando Alfonso, jefe del Servicio de Cardiología del Hospital Universitario de La Princesa, realizó el primer caso de corregistro de imágenes coronarias de un paciente en España en mayo de 2015. Estas imágenes fueron obtenidas mediante la combinación de 2 pruebas diagnósticas: la tomografía de coherencia óptica (OCT) y la angiografía.

La OCT es una técnica de diagnóstico intracoronario que emplea una luz cercana a la infrarroja para observar el interior de la arteria coronaria y su pared con una resolución micrométrica. La angiográfica permite observar, en 2 dimensiones, la silueta de la luz vascular obtenida por inyección de contraste y técnicas radiológicas.

La combinación de ambas técnicas permite una visión en tiempo real de la localización precisa de la lesión en la arteria coronaria, a la vez que se puede observar su morfología y composición, detectada por angiografía y OCT, respectivamente. A través de dicha combinación, y según se expuso en la Jornada Hands On, un paciente fue diagnosticado de una lesión coronaria de difícil valoración debido a la localización de la misma.

El corregistro de imágenes de angiografía y OCT combina lo mejor de ambas estrategias diagnósticas y las presenta simultáneamente y en tiempo real. Ello permite visualizar la localización de las alteraciones detectadas con exactitud y facilita la toma de decisiones en la práctica clínica diaria, motivo por el que es importante que los profesionales sanitarios se formen sobre ella en sesiones formativas como la Jornada Hands On.