El CEEM ha presentado MedsBla en su Congreso.

El CEEM (Consejo Estatal de Estudiantes de Medicina) apuesta por MedsBla como una tecnología útil para los médicos del futuro. Por eso, ha presentado la plataforma a los asistentes al XII Congreso de Educación Médica (CEM), celebrado en Alcalá de Henares. En concreto, en la Facultad de Medicina de la Universidad de Alcalá, que ha organizado el evento junto al CEEM.

“MedsBla ofrece herramientas que intentan rediseñar el modo en que los estudiantes aprenden”, ha asegurado Ángel González.

El vocal de Gestión Tecnológica del CEEM ha sido el encargado de presentar la tecnología. En su intervención, ha destacado que MedsBla aúna en una sola aplicación numerosas aplicaciones. Por ejemplo, noticias médicas, vademécum, calculadoras médicas, un buscador inteligente, un atlas 3D y un sistema de comunicación. “Es importante porque no solo ofrece herramientas, sino también tecnología puntera, como el machine learning y la inteligencia artificial”, ha destacado.

“Desde el CEEM estamos participando activamente con MedsBla para que vosotros, los estudiantes, podáis tener acceso a información que de otra forma no sería accesible”, ha insistido el vocal, para el que la aplicación es una alternativa a las herramientas disponibles. Además, ofrece soluciones a problemáticas con las que se enfrenta el médico del futuro, como la escasez de tiempo y recursos.

Las propuestas del CEEM

Más allá de la presentación de MedsBla, el CEM ha incluido ponencias, mesas redondas, talleres y una feria de asociaciones. “Ha sido toda una completa suerte poder realizar este tipo de proyectos, donde se fomenta el aprendizaje activo, dinámico y reivindicativo”, ha asegurado la presidente del comité organizador, Paula Rubio.

La situación del Sistema Nacional de Salud, la cooperación, la transexualidad, los cuidados paliativos o el estigma de la enfermedad mental son algunos de los temas tratados. “Las consecuencias del autoestigma pueden ser peores que las de la propia enfermedad”, ha señalado la psicóloga Sira Orviz durante la mesa redonda sobre salud mental.

“Existen prejuicios y a veces los enfermos los internalizan. Se los creen y actúan como si fuera así”, ha añadido la profesional. Además, reconoce que “hay una línea difícil de marcar entre el cuidado y la discriminación”. En ese sentido, cree que lo ideal es “no generalizar” y estudiar bien cada caso, sin ideas preconcebidas. Algo que no siempre es fácil de lograr. Lo demuestra el hecho de que la mortalidad en urgencias aumente si el paciente tiene una enfermedad mental grave.

Nosotros y ellos

El dato lo ha dado el psiquiatra de urgencias Salvador Ruiz. Según el especialista, el lenguaje crea una fractura entre “nosotros y ellos”, los pacientes psiquiátricos. “Una persona con cáncer es uno de nosotros. Una persona con enfermedad mental puede no serlo”, ha destacado el experto, que ha puesto de manifiesto el muro al que debe enfrentarse este colectivo.

“Los médicos no confían en nuestra palabra. Si te duele, te duele”, ha lamentado Isamar Hernández, paciente psiquiátrica. “Yo tengo reconocido un 65% de discapacidad, pero odio la palabra discapacitado. Nosotros somos capaces de muchas cosas”, ha reivindicado esta mujer. Asimismo, ha animado a los estudiantes a aprender para mejorar la atención a los enfermos mentales.