Mayo ha sido un mes de prueba en China para tratar el cáncer con iones pesados, lo que abre una puerta a la esperanza de los pacientes oncológicos. Gansu, provincia situada al noroeste de China, ha sido el primer lugar en el que se un equipo de científicos chinos ha desarrollado esta tecnología.

Según informan desde la agencia de noticias Xinhua, los tratamientos basados en la radiación contra el cáncer que usan iones pesados son capaces de atacar un objetivo con electrones con gran carga energética que acabe con las células cancerosas. Tal y como explicó el director del Instituto de Física Moderna afiliado a la Academia de Ciencias Chinas, Xiao Guoqing, este es un método eficaz para combatir los tumores.

El tratamiento con iones pesados tiene, sostienen desde esta agencia, propiedades mucho más equilibradas y menos radiación para las células sanas que la radiación, actual terapia contra el cáncer. Los iones pesados podrían controlar las células cancerosas con mayor efectividad y el tratamiento sería más corto.

Iones pesados

Los aceleradores se desarrollaron en el año 2015 en la capital de Gansu (Lanzhou) y estuvieron en fase de prueba durante 2 años. En abril de este año, se completó el trabajo de registro y se comenzaron las pruebas clínicas en 2 puntos estratégicos con alta tasa de cáncer gástrico: uno en la ciudad de Wuwei y el otro en Lanzhou.

El grupo de pacientes escogido fue sometido a tratamientos sobre tumores en cuello, pecho, cabeza, extremidades, abdomen y pelvis, y fueron supervisados por 36 médicos que garantizaban la seguridad del ensayo. Hoy en día, pocos centros hospitalarios ofrecen tratamientos con iones pesados en Asia, lo que convierte al Hospital Provincial de Cáncer de Gansu y al Hospital de Cáncer de Wuwei en centros de referencia.

El Centro Nacional de Cáncer en 2017 publicó un informe que reflejaba casi el 25% de los nuevos casos de cáncer del mundo entero con 10.000 pacientes más cada día. El país asiático padece 2 millones de muertes a causa de esta enfermedad, y los más habituales son de pecho, estómago y pulmón.