La impresión 3D de tejidos se instala en Israel.

La impresión 3D de tejidos, células y órganos es el campo de investigación de un nuevo centro israelí. El Instituto Tecnológico de Israel (Technion) acaba de ponerlo en servicio en su Facultad de Ingeniería Biomédica, en el norte del país. La tecnología puede aplicarse también a nuevos materiales, como hidrogeles, ungüentos o termoplásticos, según ha informado la agencia Xinhua.

Technion lleva tiempo trabajando en ingeniería de tejidos. Esta se basa en el desarrollo artificial de tejidos que mejoren de manera significativa la integración en el órgano objetivo. Esto, supone, por ejemplo, el desarrollo de tejidos con vasos sanguíneos que se conecten a los del paciente. En este campo, tiene múltiples aplicaciones la impresión 3D de tejidos.

Por esta razón, el instituto ha incorporado un dispositivo que realiza impresión 3D de tejidos y células. En concreto, genera armazones en 3D y células que forman tejidos. Para conseguirlo, utiliza información obtenida de tomografías computarizadas y la traduce para ajustarse al área lesionada del paciente.

Impresión 3D de tejidos diversos

La nueva impresora israelí permite crear tejidos diversos. El dispositivo tiene varios cabezales, lo cual permite crear tejido por distintos materiales. Además, está equipado por motores que se mueven a una velocidad variable con una precisión de 0,001 milímetros. De hecho, tiene integrada una cámara que mejora la precisión de la impresión.

Este sistema de impresión 3D de tejidos puede utilizarse para crear otros materiales. Por ejemplo, ungüentos, hidrogeles y termoplásticos. Esto es posible gracias al control de radiación y temperatura tan preciso que permite. La impresión puede llevarse a cabo directamente en una placa de Petri.