Humai, compañía tecnológica de investigación médica cuyos objetivos se basan en ampliar, mejorar y preservar la vida humana, ya planea las intervenciones quirúrgicas para trasplantar cerebros humanos a órganos artificiales. La idea es congelar los cerebros durante largos periodos de tiempo mediante una tecnología de congelación que somete al órgano a muy bajas temperaturas. Luego, el cerebro se trasplantaría a un cuerpo biónico y desaparecería así el concepto de muerte.

Este empresario considera viable su proyecto, en el que ya están trabajando, para dentro de treinta años, aproximadamente, y confía en los avances de la neurociencia y biotecnología. De momento, Humani tiene la intención de llevar a cabo la primera intervención quirúrgica consistente en restaurar e implantar un cerebro humano en un cuerpo biónico.

Muchos son los interesados en conseguir la vida eterna, incluso financian investigaciones para ello. El gigante tecnológico Google ya anunció sus deseos para que, en un futuro, la ciencia descubriera algo que hiciera posible vivir hasta los 500 años. El excéntrico magnate multimillonario fundador de Oracle, Larry Ellison, define la muerte como algo “incomprensible”, y el gerontólogo biomédico Aubrey de Grey considera que la primera persona que vivirá mil años ya ha nacido. Por su parte, el cofundador del servicio de pago por internet PayPal, Peter Thiel, aportó más de dos millones de libras para la investigación.

Aunque muchos son los sectores que desean investigar para prolongar la vida lo máximo posible, hay científicos que descartan la idea. Consideran que al invertir en esto se están desviando fondos que podría ser de más utilidad para otros avances más viables.

Colin Blakemore, exdirector ejecutivo del Consejo de Investigación Médica Británica, opina que el cuerpo humano tiene un límite en cuanto a lo que envejecimiento se refiere, y es de 120 años. Muy pocas son las personas que han superado esta edad pese a que los centros de investigación se esfuercen por encontrar formas revolucionarias que incrementen la esperanza de vida.