Los modelos computacionales avanzados servirán para mejorar la detección precoz de la EPOC (enfermedad pulmonar obstructiva crónica). Según informan desde la Universidad Pompeu Fabra de Barcelona, una investigación ha iniciado un modelo computacional avanzado que imita el desarrollo del enfisema pulmonar a nivel de tejido, celular y molecular. Este modelo puede reflejar la evolución del enfisema mediante imágenes realizadas por tomografía computarizada.

Con estos modelos computacionales avanzados la Pompeu Fabra pretende instaurar un tratamiento más efectivo para los pacientes de EPOC. El artículo que detalla el funcionamiento de esta tecnología se ha publicado en Frontiers in Physiology. El trabajo ha contado con el apoyo del programa María de Maeztu del DTIC y la Cátedra Fundación QUAES-UPF, señala la universidad en una nota de prensa.

Según señalan los investigadores el inicio y la progresión del enfisema pulmonar se relacionan con una interacción compleja entre las propiedades mecánicas del tejido biológico que causa inflamación crónica y remodelación tisular, y el sistema inmunitario. Los modelos computacionales avanzados reúnen los modelos biológicos existentes de inflamación y respuesta inmunológica como un conjunto de ecuaciones diferenciales no lineales acopladas. Además, incluyen una simulación de los efectos biomecánicos a los que se expone el tejido biológico pulmonar del enfermo.

Para validar estos modelos, los investigadores se han servido de una base de datos pública de imágenes de enfisema pulmonar de pacientes con EPOC. Según señalan, han podido comprobar que este modelo simula de forma fehaciente la evolución de los biomarcadores de las imágenes clínicas tomadas durante la progresión de la EPOC. Según indican los autores del estudio, esta simulación es un primer paso para desarrollar modelos computacionales avanzados que sirvan para caracterizar la EPOC.

Proyecto INSPIRE

Los modelos computacionales avanzados desarrollados por la Universidad Pompeu Fabra forman parte del proyecto INSPIRE. Esta iniciativa está financiada por el Ministerio de Economía y Competitividad y su objetivo es implementar un modelo que integre los distintos parámetros implicados en la EPOC para caracterizar mejor esta enfermedad y poder ofrecer un tratamiento personalizado al paciente.

Disponer de un modelo basado en imágenes médicas de elevada correlación con las pruebas diagnósticas, concluyen los investigadores, facilitará el diagnóstico precoz y un mejor control de la enfermedad, además de que permite actuar en las primeras fases de la enfermedad.