La innovación en realidad virtual irrumpe en la rehabilitación de la esclerosis múltiple con el proyecto TEVA Virtual Rehab in Neurology (TEVRENE), una iniciativa de Teva Pharma con la colaboración de un equipo de rehabilitación y psicología de la Asociación de Esclerosis Múltiple de Bizkaia (ADEMBI) y Virtualware, la empresa de desarrollo de soluciones interactivas.

Para el director general de Teva en Portugal y España, Carlos Teixeira, su empresa pretende ofrecer soluciones efectivas para los pacientes de esclerosis múltiple, ya sea en investigación, desarrollo, así como en aquellas iniciativas tecnológicas que ayuden a mejorar la calidad de vida del paciente. Con el proyecto TEVRENE se quiere mejorar la autonomía de los pacientes, fomentar su autoestima y motivarles en la rehabilitación.
La realidad virtual ofrece, tal y como informa Virtualware, un entorno simulado a medida donde desempeñar actividades rutinarias. En él, puede ejercitar las funciones afectadas sumergiéndose en escenarios reales con unas gafas HTC Vive y 2 mandos con sensores que les permiten interactuar con el entorno e ir haciendo distintos retos.

La realidad virtual aplicada a la rehabilitación de la esclerosis motiva al paciente al igual que refuerza su estimulación cognitiva. Además, el hecho de participar y repetir rutinas le hacen integrarse en la rehabilitación cognitiva y motora, que controla y gradúa él mismo con los ejercicios. Esta herramienta permite una adaptación personalizada a cada paciente.

Tecnología al servicio de la salud

El proyecto TEVRENE quiere posicionarse como una solución de valor para la salud al permitir el trabajo de facultades cognitivas y funciones ejecutivas imprescindibles en la vida diaria de las personas afectadas. El director de Salud de Virtualware, Julio Álvarez, explicó que la innovación y mejora en rehabilitación harán que el paciente consiga una mejor calidad de vida.

“Comenzaremos a testar Tevrene con una muestra de 20 personas, y los resultados servirán para confirmar que la utilización de este tipo de tecnologías se convertirá en un estándar de tratamiento en el futuro” señala Erika Otxoa, Fisioterapeuta y Coordinadora del servicio de rehabilitación del centro de rehabilitación integral ADEMBI, en Bilbao, que es donde se encuentra el prototipo.