Un software genera rostros virtuales para transmitir emociones.

La Universidad Politécnica de Valencia ha diseñado rostros virtuales para transmitir sensaciones personas con autismo. Según informa EFE, este software permite generar caras virtuales capaces de transmitir sensaciones preestablecidas. Generar rostros virtuales para transmitir sensaciones puede ser beneficioso para las personas con autismo, tal y como asegura la Politécnica. Según EFE, podría ayudarles en la percepción de las emociones ajenas.

El software de la Politécnica podría utilizarse también en el sector de la mercadotecnia y la comunicación política. Este desarrollo se ha publicado en las revistas PLOS One y Complexity. Para crear los rostros virtuales que transmitan sensaciones utilizaron bases de datos públicas de caras clasificadas en 15 sensaciones.

Los investigadores tuvieron en cuenta emociones básicas como tristeza o felicidad y más complejas como dominante o amenazante, señala EFE. Mediante técnicas de procesamiento automatizado de imágenes, clasificaron los rasgos faciales para obtener las taxonomías de diferentes facciones.

“Así”, señala José Antonio Diego, investigador de la Politécnica, “podemos evaluar cómo transmite una cara cada una de las sensaciones”.

Aplicada al autismo, esta herramienta permite valorar la respuesta obtenida modulando el nivel de complejidad de las emociones transmitidas. Uno de los principales problemas de quienes padecen autismo es la dificultad para interpretar las emociones, señala la Politécnica. Este software puede ayudar a comprobar si perciben correctamente o no las emociones.