Una encuesta ha demostrado que la salud conectada mejora la vida de las personas y el cuidado de la salud en todo el mundo. Esta encuesta, realizada por Added Value y AT&T en 4.980 usuarios de móviles entre el 1 de noviembre y el 3 de diciembre de 2017, pone de manifiesto el poder de los dispositivos de salud conectada.

Tal y como apuntan los organizadores de la encuesta en un comunicado, los individuos consideran la salud como la máxima prioridad de su vida. Además, están dispuestos a que la tecnología la mejore mediante dispositivos de salud conectada. Estas herramientas permiten diagnósticos más rápidos y una gestión y administración del medicamento mejor.

Detección rápida

WaveGuide Corporation, una empresa con sede en Massachusetts, creó una plataforma de resonancia magnética nuclear basada en la tecnología móvil. Según la compañía, los dispositivos portátiles son capaces de detectar enfermedades infecciosas o agentes patógenos en un corto periodo de tiempo (20 minutos, aproximadamente).

Estos análisis se gestionan rápido y los pueden hacer un médico en remoto, por ejemplo, en zonas rurales. Esta compañía comenzará sus pruebas en Estados Unidos y China hacia finales de este 2018. Según AT&T, el análisis de datos permitirá que WaveGuide informe a los ministerios de salud a nivel mundial sobre brotes de enfermedades infecciosas

El médico virtual

DOT Telemedicine Backpack, un maletín médico de swyMed, acerca al médico a los pacientes de un modo virtual estén donde estén mediante videoconferencia. Esta herramienta conecta la salud de los pacientes gracias a un modem, una antena y una batería de 8 horas de duración, con la ventaja de que el paciente encuentra al médico en un simple clic.

Gracias a DOT, los facultativos pueden determinar cuál es el hospital más adecuado para trasladar a un paciente y ahorrar tiempo y costes. Mientras se realiza el traslado, se puede administrar el tratamiento necesario, así como monitorizar el estado del paciente. Este “maletín virtual” ya se usa en Estados Unidos, Europa, India y Oriente Medio.

Envases inteligentes

Otro ejemplo de salud conectada ha sido el matraz inteligente de Softbox System para controlar la temperatura de ciertos envases de medicamentos mediante una constante monitorización. El matraz recoge datos de localización y temperatura para saber si un fármaco puede seguir utilizándose como se ha prescrito aun si el paciente está viajando. Este recipiente está hecho con material térmico y combina sensores y tecnologías basadas en el internet de las cosas. Desde AT&T informan que sus tarjetas SIM Global ofrecen la suficiente conectividad que este matraz se use en más 200 países de todo el mundo.

“Con la tecnología IoT, nuestros clientes están cambiando la forma en que se administra el cuidado de la salud. Están llevando el cuidado de la salud a lugares en donde se necesita desesperadamente. La tecnología conectada está cambiando y, en muchos casos, salvando vidas”, explicó Joe Mosele de AT&T.