La Unidad de Quemados del Hospital Universitario y Politécnico La Fe de Valencia está acreditada como unidad de referencia del Sistema Nacional de Salud desde el año 2008. Lo ha recordado la Generalitat valenciana coincidiendo con la visita del president autonómico, Ximo Puig, en compañía de la consejera de Sanidad Universal y Salud Pública, Carmen Montón.

“Ha sido muy interesante conocer todos los avances que están realizando y de qué manera se está invirtiendo en la Comunidad Valenciana para mejorar la vida de las personas, cuando sufren una enfermedad producida por un accidente o por cualquier otra circunstancia de quemados”, ha señalado Puig tras reunirse con representantes de la Unidad de Quemados de La Fe.

Asimismo, el presidente de la Generalitat ha agradecido tras el encuentro el “intenso” trabajo del personal sanitario para “mejorar la calidad de vida de las personas” y promover “una medicina de proximidad” que va más allá de la curación y adquiere un compromiso con los pacientes.

Durante su visita, ha podido conocer también las últimas novedades relativas al estado de salud del bombero herido mientras realizaba labores de extinción en el incendio forestal declarado el pasado viernes en el municipio de Culla, que “evoluciona favorablemente”. “Su trabajo nos enorgullece y nos hace ser una sociedad cada vez mejor”, ha señalado Puig, que ha destacado la “capacidad de sacrificio y de trabajo” de personal médico y de emergencias.

La unidad de quemados forma parte del Servicio de Cirugía Plástica y Quemados del Área Clínica de Enfermedades de la Piel y Cirugía Plástica del Hospital la Fe. Fundado en 1969, este servicio dispone de 6 boxes para pacientes quemados críticos y 6 habitaciones individuales para grandes quemados, además de 2 salas de curas, un quirófano, un área de consulta y un área de urgencias.