Sustancias derivadas de la capsaicina podrían ser una alternativa para aliviar la psoriasis o el prurito. Según indica la agencia EFE, una investigación liderada por científicos españoles e italianos ha desarrollado nuevos compuestos derivados de la capsaicina que pueden aliviar alteraciones dermatológicas como la psoriasis o el prurito.

Este trabajo ha estado coordinado por los científicos del Instituto de Biología Molecular y Celular (IBMC) de la Universidad Miguel Hernández (UMH) de Elche Asia Fernández y Antonio Ferrer, junto con la experta de la Universidad del Piamonte Orientale en Novara (Italia) Tracey Pirali, según un comunicado de la UMH.

La capsaicina es capaz de aliviar el dolor y el picor. Esta sustancia se utiliza en cremas médicas por esta propiedad. No obstante, puede provocar efectos secundarios preocupantes, explica EFE. La UMH ha explicado que estos compuestos derivados de la capsaicina son capaces de inactivarse por las enzimas en la piel y evitar algunos de estos efectos secundarios, a la vez que mantienen la propiedad de aliviar el picor y el dolor.

Los investigadores explican que modular la actividad de un tipo de proteína transmembrana conocida como canal iónico TRPV1, es esencial ya que esta proteína aumenta en condiciones patológicas de dolor e inflamación. Estos canales, añade EFE, están implicados en muchas patologías dermatológicas.

En la actualidad existen algunos compuestos que actúan sobre este canal de inflamación y que tienen potencial para sanar gran cantidad de afecciones de la piel asociadas a la hiperalgesia, señalan los investigadores. Sin embargo, estos compuestos pueden generar un aumento elevado de la temperatura corporal, lo cual ha limitado su aplicación en clínica.

La necesidad de contar con nuevos tratamientos ha hecho que el grupo de investigación haya sintetizado una variedad de derivados de la capsaicina con un interruptor de autodestrucción incorporado con el objetivo de aliviar el dolor y picor de forma local y evitar algunos de estos efectos secundarios.