Este proyecto de gamificación e innovación docente se basa en un sistema de premios: los alumnos con más aciertos mejoran la nota de su examen, y forman parte de un ranking con las 10 mejores puntuaciones para motivar. Como los resultados de cada jugador están a disposición de los compañeros, aumenta la competitividad, según informan desde la UA.

El DermoTrivial consta de 6.000 preguntas y en él han participado todos los alumnos del quinto curso (90 personas). 48 alumnos lograron acertar más de 100 preguntas y entre todos los participantes se obtuvieron 200.000 aciertos con un total de 70 horas de juego.

Grimalt empleó más de 20.000 fotografías de su banco de imágenes para crear el DermoTrivial. La aplicación, que imita al famoso juego de mesa Trivial Pursuit por el sistema de preguntas y respuestas, ha contado con la ayuda de algunos alumnos de quinto de Medicina y de Diego Fabregas, de la Dirección de Innovación Tecnológica de UIC Barcelona.

Desde que DermoTrivial empezara a usarse en las aulas, se han conseguido las mejores notas en la asignatura. Ejemplo de ello es que el alumno que obtuvo la puntuación máxima es quien sacó la mejor calificación en la historia de la disciplina. El doctor Grimalt considera el proyecto muy positivo y una oportunidad para que las horas que pasan delate de una pantalla “sirvan para aprender una determinada disciplina”.