De un grupo de 835.594 personas se observó vitíligo en 271 casos. Además, los investigadores se dieron cuenta de que era más frecuente en las mujeres con facilidad para ponerse morenas que tenían un lunar mayor de 3 mm en el brazo izquierdo, y en las que tuvieron una quemadura solar con ampolla.

Los resultados muestras que los lunares de los brazos, las quemaduras frecuentes por el sol, la facilidad para ponerse morena, el sexo femenino y la raza blanca están relacionados con una mayor propensión a padecer vitíligo.