Pasado un año de tratamiento, los pacientes con psoriasis en placas de moderada a grave tratados con guselkumab (Tremfya®) presentaron un aclaramiento de la piel significativamente mayor que los tratados con adalimumab, según el ensayo Voyage1, presentado por Janssen-Cilag International NV durante el 8.º Congreso Internacional Gene to Clinic.

En lugar de notificar la mejora porcentual relativa de la puntuación PASI (Índice de Gravedad del Área con Psoriasis) observada con el tratamiento desde el periodo basal, los autores del ensayo determinaron objetivamente el área del cuerpo afectada por enrojecimiento, descamación y engrosamiento asociados a las placas de psoriasis.

La eficacia de guselkumab se analizó teniendo en cuenta las puntuaciones absolutas en una escala de 0 a 72, en la que las cifras más altas indicaban una psoriasis de mayor gravedad. Según informa la farmacéutica en una nota de prensa, el 72% de los sujetos tratados con guselkumab y el 43,4% de los que consumieron adalimumab obtuvieron una puntuación  PASI de ≤1 en la semana 48.

El aclaramiento de la piel fue total (puntuación PASI de 0) en el 47,4% de los tratados con guselkumab y el 23,4% de quienes consumieron adalimumab. En la semana número 100 de tratamiento, el 68,8% de los pacientes que recibieron guselkumab mantenía una puntuación PASI de ≤1 y el 49% de 0. Los efectos adversos fueron estables a lo largo de todo el tratamiento y, en todo momento, similares entre ambos grupos:

  1. Prurito.
  2. Artralgia.
  3. Nasofaringitis.
  4. Dolor de cabeza.
  5. Dolor de espalda.
  6. Eritema en el lugar de la inyección.
  7. Infección de las vías respiratorias superiores.

“La cronicidad y la naturaleza, a menudo impredecible, de la psoriasis implican que las mejoras de los síntomas no siempre se traduzcan en mejoras de la calidad de vida de los pacientes”, señala el investigador principal del ensayo, Kim Papp. “Al analizar directamente las puntuaciones PASI en este ensayo, nos centramos en una determinación directa y objetiva de la gravedad de la enfermedad, no solo en el porcentaje de mejora”, justifica el científico canadiense, “los resultados demuestran que el tratamiento con guselkumab da lugar a mejoras clínicamente significativas”.