Con la incorporación de esta técnica, el Hospital Doctor Peset se posiciona como primer centro sanitario público valenciano que utiliza la técnica MST para identificar de manera precoz a aquellos pacientes que tienen riesgo de desnutrición, tanto leve y moderada como grave. Según señalan los especialistas, la implantación de MST surgió tras analizar los resultados de desnutrición en la población ambulatoria, institucionalizada (residencias y centros de día) y hospitalizada en Valencia.

“La detección de pacientes con cribados positivos implica una valoración nutricional más completa, seguida del plan de acción nutricional que mejor se adapte al paciente. Detectar precozmente la desnutrición e instaurar medidas terapéuticas disminuye las repercusiones que este estado puede ocasionar”, asegura Antonio Hernández Mijares, jefe de Servicio de Endocrinología y Nutrición del Hospital Doctor Peset.

Las medidas podrían disminuir las siguientes repercusiones:  

  1. El retraso en la respuesta al tratamiento y en la recuperación.
  2. El deterioro de la inmunocompetencia.
  3. La disminución de la autonomía.
  4. Estancias hospitalarias más largas y aumento de reingresos.

El estudio, publicado recientemente en la revista Nutrición Hospitalaria, ha sido realizado por dietistas, especialistas en Endocrinología y Medicina Familiar y Comunitaria, así como profesionales de enfermería del Departamento de Salud de Valencia, el Hospital Doctor Peset y la Fundación para el Fomento de la Investigación Sanitaria y Biomédica de la Comunitat Valenciana (Fisabio).

En la investigación se encontró una prevalencia de riesgo de desnutrición del 28% sobre una muestra de 766 pacientes. Este porcentaje variaba según el ámbito de estudio, puesto que en pacientes institucionalizados (residencias, centros de día y hospitalización domiciliaria) fue del 31,2%; del 28,8%, en pacientes hospitalizados; y del 15,1%, en pacientes ambulatorios (reclutados en centros de salud).

La desnutrición más habitual fue de tipo calórico (18%), seguida de la mixta (5,7%) y la proteica (2,6%), En relación al grado, se observó un predominio de desnutrición leve (12,9%), sobre la moderada (8,7%) y la grave (4,7%).