El “Reto Camina por la Diabetes a Santiago” ha sido puesto en marcha por pacientes con diabetes tipo 1 y tipo 2 pertenecientes a diferentes asociaciones para promover el ejercicio físico. La iniciativa ha sido promovida por la Fundación para la Diabetes con el apoyo de Novo Nordisk para que las personas con diabetes reduzcan el sedentarismo mediante actividades motivantes que incorporen el ejercicio físico en su rutina y que les haga conscientes de que la diabetes no es limitante.

El reto está orientado para realizar 2 tipos de itinerarios, uno que explore el Camino de Santiago portugués y otro que se centre en el navarro. El entrenamiento previo del “Reto Camina por la Diabetes a Santiago” estará supervisado por un equipo de médicos o de especialistas en la materia. Las personas que realicen el camino portugués provendrán de asociaciones pertenecientes a Madrid, Valladolid, Zamora, Zaragoza y Galicia, entre otras.

Por otra parte, el grupo del camino navarro estará compuesto por pacientes diabéticos pertenecientes a asociaciones de Navarra, Vizcaya, Guipúzcoa, Álava y el Bierzo, principalmente. No obstante, e independientemente de las características de las etapas de los 2 caminos, ambos grupos realizarán el mismo tipo de entrenamiento. En la organización del evento han colaborado la Asociación Navarra de Diabetes (ANADI) y la Fundación Bas van de Goor.

El “Reto Camina por la Diabetes a Santiago” se ha puesto ya en marcha para la preparación previa si bien el recorrido se realizará entre el 27 de mayo y el 3 de junio. Además de que este tipo de propuestas mejoran la autoestima de los participantes, los sujetos formarán parte de un estudio científico con el objetivo de conocer los beneficios que obtienen los pacientes con diabetes tipo 1 y 2 al realizar un programa de actividad física como el propuesto para el Camino de Santiago.

“La práctica de ejercicio físico de forma regular tiene muchos efectos beneficiosos para los pacientes con diabetes, incluso más allá de los relacionados con la mejora del control glucémico”, ha explicado en este contexto Serafín Murillo, asesor en Nutrición y Deporte de la Fundación para la Diabetes, e investigador en la Unidad de Diabetes y Ejercicio del CIBERDEM del Hospital Clínic de Barcelona.