Según explican los organizadores en una nota de prensa, el curso, que comenzó el pasado lunes 17 de julio y se ha extendido a lo largo de 3 días, ha reunido a diversas sociedades científicas, administraciones, universidades y asociaciones en torno a un tema “de gran relevancia sanitaria”: la prevención y tratamiento de las enfermedades periodontales.

Durante el encuentro “hemos abordado lo que sabemos y lo que nos falta por saber”, resumen los ponentes, cuyo temario se ha vertebrado en torno a 3 grandes bloques:

  1. Investigación.
  2. Información.
  3. Integración.

En el primero de ellos, cuentan, se ha abordado la evidencia científica ya existente sobre la materia, mientras en el segundo se ha debatido sobre aspectos formativos y divulgativos a desarrollar tanto entre los profesionales de las enfermedades periodontales como entre otros profesionales de la salud. En este bloque temático también se ha incidido en la atención e información a los pacientes desde un enfoque multidisciplinar.

En la última sesión del curso se ha hablado sobre la necesidad de integración dentro de un marco de cooperación científica e institucional, “como base para la obtención de ventajas y generación de sinergias: generación de protocolos y guías clínicas conjuntas, que cuenten con el respaldo y promoción de las administraciones públicas sanitarias”, explican.