El premio Severo Ochoa ha recaído sobre el investigador del IRB (Instituto de Investigación Biomédica) de Barcelona, Manuel Serrano. Según informa la agencia EFE, Serrano es director del grupo de Plasticidad Celular y Enfermedad en el Instituto de Investigación Biomédica de Barcelona y ha sido premiado por su labor en el campo del envejecimiento y cáncer.

El jurado del premio Severo Ochoa ha reconocido el estudio titulado El daño tisular y la senescencia proporcionan señales críticas para la reprogramación celular in vivo. Estos galardones están convocados por la Fundación Ferrer para la Investigación y en esta edición han concurrido un total de 15 candidaturas.

El premio Severo Ochoa pretende distinguir a aquellas figuras científicas relevantes españolas que realizan propuestas novedosas e innovadoras en el ámbito de la biomedicina. La Fundación Ferrer para la Investigación ha destacado que Manuel Serrano es una de las “mayores autoridades” en el campo de comprensión del envejecimiento desde diferentes ámbitos: cáncer, metabolismo y regeneración.

La dotación del premio Severo Ochoa asciende a los 40.000 euros, recuerda EFE, e incluye una medalla conmemorativa con la efigie de Severo Ochoa. El galardón se entregará en un acto en Madrid el próximo 7 de mayo.