Un proyecto que valora la fragilidad en crónicos ha resultado ganador en el I Premio Málaga SMARTCARE, según informa la Junta de Andalucía en una nota de prensa. El galardón está dotado con 9.000 euros y ha recaído en el grupo del Hospital de Antequera. El premio ha sido entregado por la FIMABIS (Fundación Pública Andaluza para la Investigación de Málaga en Biomedicina y Salud).

Este proyecto de valoración de la fragilidad en crónicos junto con los otros 13 que se han presentado al premio busca el fomento de la innovación en salud y la traslación de beneficios en calidad de vida para los pacientes. El proyecto hace posible la clasificación de los pacientes dependiendo de su grado de fragilidad, complejidad o necesidades requeridas.

De esta forma, explica la Junta, es posible equiparar los recursos sanitarios porque puede planificarse la atención sanitaria y proporcionar unos cuidados mucho más personalizados. La aportación de las nuevas tecnologías, como es el caso del proyecto premiado, tiene una serie de ventajas como el aprovechamiento de los recursos de una manera mucho más eficiente e igualitaria.

Barbara Torres, gerente del Área Sanitaria Norte de Málaga, ha destacado durante la entrega del galardón que iniciativas de este tipo favorecen la incorporación de mejoras en la atención a los pacientes y permiten identificar y analizar los problemas más relevantes que afectan a la población, “siendo una de nuestras prioridades la atención a la cronicidad”.

El líder del equipo que ha desarrollado el proyecto para valorar la fragilidad en crónicos, Antonio Núñez, ha destacado que “están muy ilusionados con este premio, ya que ha inyectado energía, impulso y ganas de seguir trabajando a todo el grupo, lo que supone un gran avance para el proyecto”.

Tal y como ha manifestado “estamos encantados de participar en la iniciativa de FIMABIS y del AGS Norte de Málaga porque promueve la investigación biomédica y transfiere los resultados obtenidos a la sociedad, en forma de avances en el conocimiento y la innovación en tratamiento de las enfermedades”.

Los resultados del proyecto que valora la fragilidad en crónicos ayudarán a los clínicos a “coordinar y priorizar los cuidados de los pacientes, permitiendo tenerla en el propio móvil u ordenador de la consulta”. El investigador principal ha afirmado que se trata de un trabajo “innovador que mejora y optimiza la atención sanitaria sobre el paciente que más la requiere”.