La Unidad de Cáncer Ginecológico Heredofamiliar, que sigue a más de 300 personas con mutaciones genéticas y altas posibilidades de padecer cáncer, es la encargada de coordinar el proyecto desde 2010, año de creación. La investigación ha sido subvencionada por la Dirección General de Investigación y Gestión del Conocimiento de la Consejería de Salud.

Los médicos de familia conocerían en pocos minutos, gracias a la aplicación, si los antecedentes personales del paciente hacen pensar en la existencia de una causa genética hereditaria, al igual de si es necesario derivar al ginecólogo para un control genético. (mutaciones de los genes BRCA 1 y 2).

La Unidad de Ginecología y Patología Mamaria del Hospital Virgen del Rocío coordina la investigación en la que colaboran, además, la Unidad de Genética del hospital y los centros de Atención Primaria de Camas y La Candelaria. El proyecto cuenta con el respaldo del Grupo de Innovación Tecnológica (GiT) de los Hospitales Universitarios Virgen Macarena y Virgen del Rocío, que emplearán la plataforma ITC-Bio.

Tanto el cáncer de mama (7%) como el de ovario (11-15%) se asociación a una predisposición genética. Hoy en día, las mujeres con antecedentes hereditarios disponen de programas de detección precoz llevados a cabo por el Servicio Andaluz de Salud.