Un estudio internacional titulado Millennials y Anticoncepción ¿Por qué se olvidan?, pone de manifiesto que la generación de las jóvenes en edades comprendidas entre los 21 y los 29 años se olvida de tomar la píldora anticonceptiva. El estrés, los cambios de vida y la imposibilidad de seguir rutinas, dice la investigación, provoca que esta generación no siga la pauta en consumo de anticonceptivos.

Según informa Bayer con motivo del Día Mundial de la Anticoncepción, Opinion Health realizó una encuesta online a 500 mujeres de Francia, Alemania, Italia, España, Bélgica, Irlanda, México, Brasil y EE. UU. para analizar cómo afectaban los cambios en el estilo de vida y las rutinas cotidianas a la hora de tomar la píldora todos los días a la misma hora.

Los cambios laborales y las relaciones sentimentales son los factores más estresantes a los que se enfrenta una millennials hoy en día. Las encuestadas reconocieron que habían sufrido 2 de estas situaciones en el último año, y muchas de ellas hasta 6. El 75% afirmó que sus niveles de estrés se veían seriamente afectados por ambas variables.

"No es ningún secreto que los 20-30 son años de cambios y de decisiones importantes, que a menudo suelen generar situaciones de estrés. Cuando nos encontramos estresados, nuestro cerebro libera un tipo de hormonas que inciden con las estructuras clave para los procesos de memoria y pueden afectarla", declaró la doctora Linda Papadopoulos.

Un 39% de las mujeres sometidas a cuestionario reconoció que tomar la píldora era algo de lo que se olvidaban en numerosas ocasiones. Una de las principales razones, según dijeron, era el hecho de no guardarlas en un lugar visible que les hiciera más fácil el hecho de tomarla.

Las actividades más olvidadas en la vida de una millennials, según recogen en el informe, son: coger las llaves, el móvil o la cartera, cargar el teléfono y tomar los anticonceptivos todos los días. Esta última puede tener unas consecuencias muy serias en la vida de una mujer, tal y como hizo hincapié la doctora Papadopoulos.