Fisher, quien participa en San Sebastián en la I Jornada Sobre Evidencias Científicas en Homeopatía, ha considerado conveniente que la homeopatía esté presente en la sanidad pública de nuestro país, al igual que ocurre en el Reino Unido.

"De hecho hay países, como Francia o Alemania, que la han integrado hace mucho tiempo la homeopatía. Hay muchísimos más médicos homeópatas que en Gran Bretaña", ha explicado este experto, conocido por tratar a la familia real británica.

No obstante, Fisher ha destacado la necesidad de tener en cuenta, para esta integración, que los sistemas públicos de cada uno de los países y de las autonomías españolas son distintos, por lo que será preciso adecuarse a la situación de cada lugar.

Este especialista también se ha decantado por el uso de la homeopatía en combinación y de forma integrada con la medicina tradicional, de manera que en cada tratamiento puedan combinarse los 2 tipos de medicamentos y beneficiarse de lo mejor de cada uno de estos dos mundos.

En este sentido, el médico ha lamentado la muerte de un niño de 7 años que falleció recientemente en Italia a causa de una otitis tratada sólo con homeopatía, un caso en el que, en su opinión, probablemente también habría que haber utilizado antibióticos.

"Estoy a favor de una medicina integrativa que utilice todos los medicamentos que haga falta. Los antibióticos son medicamentos maravillosos cuando se utilizan bien, el problema puede ser su abuso o el mal uso. Yo creo que hay que usarlos adecuadamente", ha dicho.

Respecto a la homeopatía como terapia, ha explicado que se trata de una disciplina que hace una aproximación global al paciente para tratar el conjunto de las enfermedades que pueda sufrir y no cada una de ellas "por separado".