Down Vigo es una asociación sin ánimo de lucro que presta atención a más de 200 personas diarias y ha sido declarada de utilidad pública. Este colectivo será el encargado de rehabilitar el local y acondicionarlo dentro de un plan del Consorcio para rehabilitar el Casco Histórico de Vigo, según comunicó la Xunta de Galicia.

López-Chaves quiso dejar claro el esfuerzo de Down Vigo y confirmó que su presencia en el centro de la ciudad contribuirá a activar la calle Real. Fernando Molina agradeció la oportunidad de disponer de un espacio para promover la autonomía personal, y atender a las personas con síndrome de Down.