Disponer de una plaza en propiedad es una situación que desconoce el 50% de los médicos en España, porque, según indica un informe presentado por la OMC (Organización Médica Colegial) y CESM (Confederación Estatal de Sindicatos Médicos), la inestabilidad y la temporalidad sigue siendo la tónica habitual en la sanidad pública.

Tal y como recoge EFE, estos son algunos de los datos que ha puesto de manifiesto la Encuesta sobre la situación de la profesión médica en España, realizada a 13.500 facultativos. Además de constatar que el 49% de los médicos no dispone de plaza en propiedad, esta encuesta ha puesto de relieve que 6 de cada 10 médicos dice haber sido agredido a lo largo de su carrera.

El coordinador del estudio, Oscar Gorría, considera que “es totalmente inadmisible” el dato de las agresiones a los médicos. Gorría ha recalcado que el 60% de los agredidos no denuncia los hechos. El no disponer de plaza en propiedad afecta a más de la mitad de los médicos y un 40% se encuentra en esta situación desde hace más de 10 años y un 12% desde hace más de 20.

3 de cada 10 de los que no tienen plaza en propiedad trabajan de forma precaria enlazando contratos de menos de 6 meses de duración o a tiempo parcial, con una media de 4,24 en el último año. En palabras de Serafín Romero, presidente de la OMC, “los datos muestran una ausencia de políticas de recursos humanos en el Sistema Nacional de Salud y ha lamentado que no se haya llegado a un Pacto de Estado por la sanidad. “Ni está ni se le espera”, ha dicho.

Según ha denunciado Francisco Miralles, secretario general de CESM, “llevamos 8 años en la misma situación y no se ha hecho absolutamente nada”. Tal y como ha criticado, cada vez que se hace una propuesta por parte de las autoridades sanitarias es para empeorarlo. Esta encuesta revela que se mantiene el paro de larga duración, ya que el 34% de los médicos no disponen de una plaza en propiedad.

Los MIR, por primera vez en la encuesta

Una de las novedades de esta encuesta es que, por primera vez, se ha incorporado un apartado sobre los MIR (médicos internos residentes). Entre los problemas que ha identificado la encuesta está el hecho de que 2 de cada 3 residentes de primer año no están supervisados de forma constante durante su labor asistencial, aunque sea obligatorio.

El 35% de ellos afirma que debe quedarse después de una guardia de 24 horas para seguir con tareas asistenciales, aunque por ley deban descansar las 24 horas siguientes. Especialidades como Urología y Cirugía General se encuentran en peor situación, puesto que el 80% de los MIR de estas áreas dicen estar obligados a permanecer en su puesto de trabajo tras guardias de 24 horas.