Colombia y Perú se han comprometido no solo a sumar esfuerzos para proteger la salud de la población fronteriza, sino también a hacer de este tema una tarea prioritaria en su agenda política. A través de los Encuentros Presidenciales y Gabinetes Binacionales de Ministros, ambos países esperan fortalecer políticas sanitarias relacionadas con la telemedicina, la atención de emergencias y el cuidado a madres e hijos, a través del proyecto Mamás de la Frontera.

Según destacó el Ministerio de Salud de Perú (MINSA) durante el taller Encuentros presidenciales y su impacto en el Ministerio de Salud, organizado por la Oficina General de Cooperación Técnica Internacional (OGCTI), “las intervenciones sanitarias se ven fortalecidas gracias a las relaciones internacionales que mantiene Perú con la mayoría de países que hacen frontera, como Bolivia, Chile, Colombia y Ecuador”.

En este evento, la directora general de la OGCTI, Rocío Casildo, señaló que, en el caso del sector Salud, dicha interacción “ha llevado a incluir las prioridades de trabajo de la gestión y a identificar problemas comunes”. Para Casildo, este avance en cooperación es un ejemplo de la importancia de los mecanismos de diálogo con los países que comparten frontera.

Las medidas forman parte de los acuerdos del Encuentro Presidencial y el III Gabinete Binacional de Ministros Perú y Colombia. En este caso, el procedimiento partirá de una evaluación de las necesidades más urgentes de la zona de frontera para luego proceder a la firma de una declaración presidencial. En ella se establecen los objetivos políticos en los ejes relativos a:

  1. Inversión.
  2. Asuntos sociales.
  3. Comercio exterior.
  4. Integración fronteriza.
  5. Seguridad y defensa.
  6. Energía y medio ambiente.