Las autoridades desconocen el motivo del brote. La mayoría de las notificaciones (60) son en la capital regional, Salvador, y de ellos 33 se encuadran en la definición de mialgia aguda súbita, mientras que el resto no tiene definido el diagnóstico. Los médicos han afirmado que las personas que sufren el mal padecen dolores musculares intensos, que afectan “principalmente a la región cervical y del trapecio” y a las extremidades.

El Gobierno regional y el Ministerio de Salud de Brasil han anunciado un acuerdo de cooperación con los Centros de Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos, para acelerar la búsqueda de las causas. Ambas organizaciones reconocen que será necesario revisar el archivo y analizar el banco de datos construido en estos 2 meses y, si es necesario, escuchar a los pacientes y profesionales de la salud que han atendido a estas personas. La Fundación Oswaldo Cruz ya está analizando varias de las muestras.