Estas conclusiones se han presentado durante la 3.ª Semana de Innovación en Salud, celebrada en el Palacio de la Medicina. En este contexto, el secretario de Investigación y Posgrado, José Guadalupe Trujillo Ferrara, ha subrayado la importancia de unificar los criterios para formar académicamente al médico que la población mexicana necesita. El secretario de Investigación ha reconocido el esfuerzo de los médicos “que han agregado a su preparación profesional la especialidad, ya que ellos obtienen un nivel de conocimiento que más allá de un doctorado”.

“La carrera de Medicina es la más social de las científicas y la más científica de las sociales”, ha añadido, “por lo que una de las competencias que deben tener los médicos es el pensamiento científico, que le permita formular una buena hipótesis y hacer un buen diagnóstico”.

Por su parte, Teresa de León, directora de Comercialización de Tecnología del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (CONACYT), ha recordado que su organismo destina un 30% del presupuesto a la formación de recursos humanos en el ámbito de la salud, lo que supone apoyar 2.000 programas de posgrado. Asimismo, ha destacado que el 20% del presupuesto se destina a apoyar a las empresas, centros de investigación y universidades dedicadas a la innovación en el sector médico.