Honduras ha puesto en marcha una campaña para luchar contra el dengue.

Honduras ha puesto en marcha una campaña para luchar contra el dengue. En 2018, se registraron 9.114 casos acumulados de esta enfermedad infecciosa en el país latinoamericano. Un año antes, se habían registrado 5.217. Esto quiere decir que de 2017 a 2018 la patología aumentó su impacto en casi el 100%. En ese contexto se ha lanzado la campaña “Día D”

Según ha informado la agencia Xinhua, el presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, inauguró la campaña junto a la ministra de Salud, Alba Flores. Con esta iniciativa, se pretende combatir el dengue, una enfermedad que transmite el mosquito Aedes aegypti. En lo que va de año, se han registrado más de 2.000 casos. Más de 240 de ellos son graves, de acuerdo con la Secretaría de Salud del país.

En las 10 regiones de Honduras más afectadas, se ha producido un aumento del 98% de los casos respecto al año pasado. Entre esas regiones más afectadas destacan el municipio de Distrito Centro y los departamentos de Olancho, Yoro y Cortés. El primero está en el centro-este y las otras 2 en el norte.

Datos sobre dengue

De acuerdo con la Organización Panamericana de Salud (OPS/OMS), el dengue es una infección vírica que puede ser mortal. Sin embargo, si se diagnostica de manera precoz y se atiende con cuidado, puede superarse. Más del 70% de la morbilidad a nivel global se concentra en el Pacífico Occidental y Asia. No obstante, en Latinoamérica y el Caribe han aumentado su gravedad e incidencia. Honduras es un ejemplo.

Para prevenir esta enfermedad, dicha organización recomienda:

  1. Ordenar el medio ambiente para evitar que los mosquitos encuentres lugares en los que depositar sus huevos.
  2. Eliminar los desechos sólidos de forma correcta.
  3. Cubrir y limpiar semanalmente los depósitos de agua para uso doméstico.
  4. Aplicar insecticidas adecuados a los recipientes de almacenamiento de agua a la intemperie.
  5. Usar mosquiteras y otros métodos de protección en el hogar.
  6. Mejorar la participación comunitaria para controlar el vector.
  7. Vigilar de manera activa los mosquitos para comprobar si las medidas están funcionando.