Las ONG de México piden incluir la salud pública en la agenda política de cara a las elecciones presidenciales del 1 de julio. Según informa la agencia EFE, un grupo de organizaciones civiles ha presentado la plataforma Voto Saludable con la que pretenden instar a los candidatos a la Presidencia de México a dar prioridad en sus agendas a temas de salud pública y se comprometan a evitar conflictos de interés con la industria.

La directora de la Asociación Mexicana de Lucha contra el Cáncer, Mayra Galindo, ha denunciado que existen importantes brechas en los sistemas de salud. En su opinión, es prioritario incluir la salud pública en la agenda política ya que en estos momentos los candidatos no tienen propuestas claras al respecto.

Mayra Galindo asegura que es importante que los candidatos sean conscientes de la importancia de la salud, porque el no tenerlo en cuenta “acarrea graves consecuencias económicas, sociales y políticas al país”. Las elecciones presidenciales de México se celebrarán el próximo 1 de julio y están convocados más de 88,3 millones de mexicanos.

Entre los candidatos que concurren a las elecciones se encuentran la exprimera dama Margarita Zavala y el derechista Ricardo Anaya, aspirante de la alianza de los partidos Acción Nacional (PAN), de la Revolución Democrática (PRD) y Movimiento Ciudadano. El gobernante del Partido Revolucionario Institucional (PRI), José Antonio Meade, y el izquierdista Andrés Manuel López Obrador también optarán a la presidencia de México.

Las ONG consideran que es necesario impulsar en la agenda política temas de salud pública porque, a su juicio, hay una falta de visión y una ausencia de políticas públicas concretas en los programas de los candidatos. En concreto, demandan acciones específicas para prevenir las enfermedades no transmisibles, que declaren públicamente su no conflicto de intereses con las industrias del tabaco, de bebidas azucaradas, de alimentos ultraprocesados y del alcohol.

Estas organizaciones han recordado que entre las 35 naciones de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), México es la que menos invierte en salud por habitante, con solo 1.080 dólares al año.