Los riesgos de la automedicación se pasan por alto, según ha advertido un neurólogo mexicano. Arturo Benítez, neurólogo en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) ha explicado a la agencia china Xinhua que el consumo de fármacos por vía libre puede provocar daños irreversibles en el organismo, así como afectaciones críticas al sistema nervioso.

El doctor Arturo Benítez ha subrayado la importancia de conocer cuáles son los riesgos de la automedicación, una práctica común entre la población mexicana. Este problema es más frecuente cuando se presentan enfermedades aparentemente simples como tos, fiebre o gripe, ya que en estas situaciones es más fácil obtener los medicamentos.

Tal y como ha señalado Benítez, las reacciones alérgicas son uno de los riesgos de la automedicación. “Consumir fármacos por vía libre puede generar reacciones alérgicas con riesgo para la vida y afecciones críticas en el sistema nervioso como mareos, náuseas, disminución del estado de conciencia y somnolencia”, ha añadido el neurólogo.

Los órganos más expuestos a los riesgos de la automedicación son el hígado y los riñones. El neurólogo ha recordado la gravedad de esta práctica y ha solicitado acudir a un médico antes de consumir cualquier medicamento. En su opinión, el problema es mayor cuando la persona tiene un tratamiento prescrito para determinadas patologías como la diabetes, la hipertensión o la artritis, ya que estos fármacos pueden interactuar con otros. Según los datos presentados por este especialista, entre el 10 y el 30% de la población se automedica y de este porcentaje, el 70% suele ser víctima de reacciones no deseadas.