Identificar nuevos biomarcadores en cáncer de tiroides, concretamente en cáncer papilar, es el objetivo que se ha marcado el IPN (Instituto Politécnico Nacional) de México. En una nota de prensa el centro de investigación señala que el estudio está liderado por la científica Norma Estela Herrera González y el objetivo es fortalecer el diagnóstico de este tipo de neoplasia que se manifiesta por la presencia de nódulos tiroideos.

Para avanzar en el hallazgo de nuevos biomarcadores en cáncer de tiroides la investigadora extrajo el RNA (ácido ribonucleico) de muestras de 60 pacientes y de cada una de ellas sintetizó el cADN (ácido desoxirribonucleico complementario). Tras esto se realizó la reacción en cadena de polimerasa cuantitativa, para analizar la expresión de las diferentes ATPasas en los tejidos tumorales, utilizando como control el tejido sano del mismo individuo.

Para sacar adelante este proyecto se contó con la colaboración del especialista del Hospital General de México, Luis Mauricio Hurtado López. Los resultados mostraron una alteración importante en el transcrito ATP5E, que mostró una alta asociación al cáncer papilar tiroideo con una odds ratio de 11.7, “lo que indica la asociación que tiene este transcrito alterado con el desarrollo de cáncer de tiroides. A partir de 2 se considera de relevancia y la cifra que se encontró es bastante elevada”, asegura.

Importancia del diagnóstico temprano

En este sentido, la investigadora remarcó que este transcrito podría ser un nuevo biomarcador en cáncer de tiroides, ya que se expresó a la baja en la mayoría de las muestras. Por este motivo, desde el IPN plantean que se estudie con una muestra mayor para proponerlo en los análisis de rutina que se realizan en los hospitales para el diagnóstico temprano del cáncer papilar de tiroides.

Esta investigación del IPN sobre nuevos biomarcadores en cáncer de tiroides se ha publicado en una revista de prestigio internacional, asegura el centro, pero las investigaciones continúan para determinar su uso a nivel clínico, ya que supondría un importante avance para el diagnóstico de esta patología.

La investigadora ha explicado que evalúan la expresión de unos genes transportadores de glucosa a través de la extracción de RNA. En los diferentes tipos de cáncer, añade, hay una alteración en la maquinaria respiratoria causada por una disminución en la función mitocondrial. A su vez, esto da lugar a una alteración del metabolismo celular con un incremento en la tasa de glucólisis, lo que provoca la acidificación del microambiente.