Una estrategia de la OPS afirma que el papel de la enfermería es clave para lograr una cobertura universal.

El papel del personal de enfermería es esencial para avanzar hacia la salud universal, ha destacado la OPS. La Organización Panamericana de la Salud (OPS) ha lanzado una estrategia con motivo del Día Internacional de la Enfermería, que se celebra el día 12. Tal y como destaca en una nota de prensa, el personal de enfermería representa más del 50% del personal de salud. La estrategia busca mejorar la distribución, disponibilidad y roles de este personal para avanzar hacia la salud universal.

La OPS reconoce que la escasez de profesionales de enfermería compromete la meta de lograr una salud universal. La directora de la OPS asegura que en muchos lugares los enfermeros son el primer recurso humano en contacto con el paciente. Carissa Etienne señala que es prioritario invertir en la enfermería porque eso significa avanzar hacia la cobertura universal.

Liderazgo y distribución del personal

La guía de la OPS incide en el papel del personal de enfermería para garantizar una salud universal. Este documento es fruto de un extenso proceso consultivo y de evidencias disponibles, destaca la OPS. Entre los asuntos que contempla la guía está el liderazgo, las condiciones del ambiente de trabajo y la distribución del personal.

Según las cifras de la OPS, este personal en las Américas asciende a 9,5 millones (licenciados, tecnólogos, técnicos y auxiliares). La estrategia de la OPS pone de manifiesto la brecha existente en la disponibilidad y el acceso a los recursos humanos en salud. En la actualidad hay un déficit de 800 000 trabajadores de salud en la región, destaca.

Los factores que acentúan los problemas en materia de recursos humanos son:

  1. La movilidad y la migración.
  2. La mala distribución.
  3. La falta de regulación.
  4. El avance profesional poco incentivado.
  5. La falta de educación superior.
  6. Los ambientes de trabajo inadecuados.

Para solventar estos, la OPS propone invertir en estrategias de retención de los recursos humanos. La OPS también denuncia que la densidad del personal de enfermería es baja en la región. Mientras en Estados Unidos y Canadá hay más de 100 enfermeros por cada 10 000 habitantes, en Haití y Honduras hay menos de 4.

Por otro lado, la cantidad de enfermeros por cada médico también es inequitativa. En Estados Unidos y Canadá tienen 4 enfermeros por cada médico. Los otros países analizados cuentan con menos de 2, y 15 de ellos tienen menos de 1, indica la OPS. Según la OPS, los países deben invertir en la fuerza laboral y promover la autonomía profesional.