Diariamente se reciben reportes sobre las condiciones de esos establecimientos, ha recordado, y estos indican que el 99% de dichos centros está operativo, ha destacado Patricia García, ministra de Salud. Hasta la fecha, están inoperativos 29 establecimientos en zonas de emergencia. En estos puntos se han habilitado módulos temporales para la atención.

Además de la atención ofrecida por los establecimientos de salud, el MINSA ha destacado la labor de las brigadas de la Red Lima-Ciudad y Red Barranco-Chorrillos-Surco en la localidad de Huarmey (Ancash) atendiendo a la población afectada por las lluvias e inundaciones. En solo 2 días realizaron más de 800 atenciones en diversas especialidades médicas.

Debido a la situación de emergencia, las intervenciones más demandadas han sido las curaciones y la sutura de heridas por cortes, así como fracturas y torceduras. Asimismo, se realizaron curaciones dentales, aplicación de vacunas, control de presión y triaje, según el ministerio.

Por su parte, el Sistema de Atención Móvil de Urgencias (SAMU) ha desplegado 20 ambulancias completamente equipadas y con personal especializado para prestar atención médica en las zonas afectadas por el desbordamiento de los ríos Huaycoloro y Rímac. Se han desplegado 5 unidades entre la autopista Ramiro Prialé, Huachipa, Carapongo y Chaclacayo.

Desde que se inició la emergencia, en promedio el SAMU realiza a diario 150 atenciones médicas por teléfono, 85 atenciones con las ambulancias y 25 traslados a los hospitales de la capital, han informado representantes del servicio. Las unidades móviles también están ubicadas en los distritos de Puente Piedra, Comas, Rímac, Santa Anita, Ate, San Martín de Porres, Breña, San Miguel, Lince, Surco, San Juan de Miraflores y Chorrillos.