El mexicano Maurice García lidera el cuidado de la salud de la comunidad transgénero de Estados Unidos. El urólogo promueve el acceso a cirugías de cambio de sexo a pacientes con escasos recursos después de desarrollar su profesión en el Centro Médico de la Universidad de California en San Francisco.

“Comencé a darme cuenta de que nadie los quería ayudar, que había una discriminación y falta de entendimiento sobre estos pacientes”, declaró a EFE el mexicano, según el cual el desconocimiento de los problemas de salud de hombres y mujeres transgénero llevaba a los especialistas a poner barreras a dichas cirugías de cambio de sexo.

Para el urólogo, la discriminación y la falta de conocimientos sobre cómo tratar a esta comunidad eran evidente; el problema se agravaba en el caso de los pacientes de bajos recursos, pertenecientes a minorías o sin capacidad para hablar inglés. “Estas eran cirugías solo de la práctica privada, muy costosas”, añade el médico, de 48 años y natural de Monterrey.

Al ser consciente de esta realidad, Maurice García solicitó a la dirección del centro donde trabajaba que le permitieran entrenarse en esta clase de cirugías y liderar el primer centro público para atender a la comunidad transgénero. No fue fácil, dada la escasez de especialistas en cambio de sexo; en 2012, apenas había una decena de urólogos especializados en la cirugía de transformación de hombre a mujer y apenas 3 de mujer a hombre.

Tras viajar a Reino Unido para formarse, el urólogo mexicano puso en marcha un programa que aceptaba coberturas públicas y seguros médicos. “Ser transgénero es una condición médica como cualquier otra. Es algo que el paciente no escoge, eso ya está establecido científicamente, y es nuestro deber ayudarlos a tratarse”, destaca.

Influencias

Más allá de abrir el acceso de las salas de cirugía a los pacientes transgénero, el mexicano ha conseguido despertar el interés por el tema de más médicos e instituciones, como el Centro Médico Cedars-Sinai de Los Ángeles, que creó el primer Programa de Salud y Cirugía Transgénero en el Sur de California.

Allí, el mexicano ha creado un tratamiento completo que, además de las cirugías, ofrece ayuda psicológica y de integración social. “Se trata de que el paciente se sienta completo por dentro y por fuera”, agrega el especialista, que ha elaborado varias guías y ha ideado diversos aparatos para mejorar los procedimientos.

“Si perfeccionamos la reconstrucción de los órganos genitales, sean masculinos o femeninos, podemos ayudarle a cualquier persona con un problema, por ejemplo, un soldado, un conductor, un trabajador, todos”, subraya Maurice García, que quiere trasladar también su conocimiento a Latinoamérica.

Con ese objetivo, el año que viene viajará a México para compartir su experiencia y seguir trabajando por la comunidad transgénero. “Quiero estar en el lado correcto de la historia, estos pacientes se merecen toda nuestra atención”, finaliza el médico mexicano.