El doctor Kharim Schliewinsky estudió Medicina en la Universidad de Dalhousie, situada en Halifax, Nueva Escocia. Él es uno de los privilegiados que forma parte de la corta lista de candidatos de mencionada agencia espacial, y en la actualidad trabaja como médico de las Fuerzas Armadas canadienses.

Según declaró a la agencia, para él supone una gran oportunidad representar a Canadá como parte de un equipo internacional. Desarrollar nuevas tecnologías y formar parte del desarrollo de viajes espaciales es para él un privilegio. “Es una oportunidad única para combinar mi pasión por la ciencia, la medicina y la forma física”, declaró Schliewinsky emocionado.

Adam Sirek, otro de los seleccionados, estudió ciencias médicas en la Northumbria University del Reino Unido, y obtuvo su título de médico en la St. George’s University de Londres. Actualmente, es médico de familia en Windsor y médico en el Leamington District Memorial Hospital.

Para Sirek, la ciencia y los experimentos llevados a cabo en órbita han dado lugar a muchas mejoras para toda la humanidad, lo que ha supuesto un paso adelante en el entrenamiento de la Medicina Aeroespacial. “Formar parte de la investigación espacial más avanzada y estudiarla después en la Tierra es algo muy emocionante para mí”, aseguró a la agencia espacial.

Por último, destaca, Erik Kroeker, un ingeniero aeronáutico de Illinois especializado en la mecánica de vuelos espaciales. Kroeker, que trabaja ahora en un sistema de navegación óptica vía satélite con los asterorides, comentó que su ilusión es formar parte de las investigaciones y trabajar con las mentes más brillantes del mundo.