Imagen de la jornada sobre Códigos Asistenciales.

Los Códigos Asistenciales de urgencias se han analizado en una jornada de formación organizada por el SUMMA 112. Estos códigos incluyen todos los procedimientos y protocolos de atención sanitaria en casos de emergencia en los que el tiempo es un factor determinante. Por ejemplo, incluyen todos los protocolos relacionados en casos de infarto, ictus, parada cardiorrespiratoria, trauma y sepsis.

Según ha informado la Comunidad de Madrid, entre estos Códigos Asistenciales destacan el Código Ictus, el Código Infarto y el Código Cero-Parada Cardiorrespiratoria. Los referentes del SUMMA 112 dentro de estos estuvieron en la jornada. Participaron también los principales especialistas de la sanidad madrileña, tanto de Atención Primaria como de atención hospitalaria.

“En la práctica asistencial existen determinados procesos en los que el tiempo es un factor muy importante, en algunos casos determinante, para el pronóstico», señaló el consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero.

Por esta razón, dijo, “el Servicio Madrileño de Salud desarrolla circuitos de atención coordinando los distintos niveles asistenciales (Atención Primaria, Hospitalaria y SUMMA 112) y a sus profesionales, que disminuyan todo lo posible el tiempo considerado crítico descrito en la evidencia científica”.

Diseños de los Códigos Asistenciales

En 2018, el SUMMA 112 atendió más de 1600 casos de Código Ictus y más de 1200 de Código Infarto. Además, recuperó más de una parada cardiorrespiratoria al día y gestionó un total de 79 Códigos Cero, bien por donación de órganos en asistolia o a corazón parado.

En el diseño de los protocolos de actuación según los distintos Códigos Asistenciales y planes, se describen las acciones que cada dispositivo asistencial debe realizar, teniendo en cuenta las particularidades de cada centro. Asimismo, se tiene en cuenta la labor del SUMA 112. Este a menudo es la entrada al proceso o es el conector entre los hospitales de distinto nivel.

La jornada incluyó varias mesas redondas y ponencias. El objetivo final era mejorar los circuitos de atención a los pacientes en los procesos asistenciales mencionados. Para ello, es necesario revisar las recomendaciones internacionales y la evidencia científica, además de los resultados que se van registrando.