Según explican los autores, se utilizan muchas ayudas ergogénicas para optimizar las funciones fisiológicas o biomecánicas del deportista; sin embargo, pocas están respaldadas por estudios científicos. Este trabajo tenía como objetivo determinar el consumo de estas sustancias que hacen los jugadores de pádel amateur.

El estudio incluyó a 190 jugadores de la Federación Almeriense de Pádel, 130 varones y 60 mujeres. Tenían entre 18 y 55 años y entrenaban al menos 3 veces a la semana, en sesiones de 90 minutos. A través de una encuesta, se evaluó el consumo de café, antioxidantes, creatina y bebidas hidrocarbonatadas.

Del total de jugadores, el 75,9% consumía algún tipo de sustancia ergogénica. El 72,7% consumía café, el 51,2% bebidas hidrocarbonatadas, el 15,8% antioxidantes y el 3,6% creatina. Asimismo, el 15,3% de los jugadores que tomaban dietas ricas en proteínas usaban bebidas hidrocarbonatadas para paliar posibles desequilibrios en la dieta y el 0,52% de los jugadores que ingerían abundantes hidratos de carbono tomaban suplementos de creatina para compensar.

A partir de estos resultados, los investigadores concluyen que el café es la ayuda ergogénica más consumida entre los jugadores de pádel estudiados, ya que incrementa el estado de alerta, reduce el tiempo de reacción y mejora los sistemas de producción de energía. De igual modo, recomiendan incrementar el consumo de frutas y verduras para prevenir el daño oxidativo y abastecer las reservas de glucógeno muscular por medio de la dieta.